Una semana lejos de casa…

Alguien sabe cuanto tiempo se necesita para hechar en falta? No se si hay un tiempo definido para cuantificar este sentimiento, pero yo he iniciado con algunos síntomas…
Fui consciente de ello cuando me puse a pensar en mi elección de lectura: escogí un libro que desarrolla una historia, ni más ni menos que, en la ciudad monstruo, el personaje es un típico malilla, no puedo adelantar mucho más por que estoy en el proceso, pero sin lugar a dudas esto es un primer aviso de extrañamiento.
El otro síntoma se manifestado poco a poco, he comido platillos muy ricos aquí, pero he decidido cocinar chiles rellenos, estoy en la búsqueda de los ingredientes y pensando en como sustituir los chiles poblanos, ya les contaré como me fue con el resultado…

Ya sea en el lenguaje o en el estomago, pero mi cuerpo ha iniciado con este proceso de extrañar, espero que estas manifestaciones puedan ser diluidas con el tiempo o sublimadas de alguna forma. Por lo pronto voy a seguir con mi lectura DeFeña y buscando ingredientes que, si no pueden ser los originales, sean al menos un lugar común con los alimentos de esta parte del mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s